Historias

Globalcaja: Cuando tu rebranding lleva tus clientes a la competencia

Desde el punto de vista de branding, las Cajas Rurales son muy interesantes. Este tipo de cooperativas de crédito se da en muchas regiones de España y tienen bastantes curiosidades que contar. La principal es que aunque muchas de ellas comparten imagen (el logo de la espiga, diseñado en los 80 por Ante Kvessitch), son entidades completamente independientes, y de hecho en los últimos años algunas han decidido cambiar de imagen y adoptar una más moderna. Y precisamente la historia de hoy, que me contó hace poco mi amigo Raúl, tiene que ver con esto último.

Os presento a las cajas cajas rurales de Albacete, Ciudad Real y Cuenca, todas con su logo de la espiga:

cajasrurales

En 2011, estas entidades decidieron fusionarse para crear la mayor caja rural de la región, y adoptaron para ello el nombre de Globalcaja. Un nombre sin personalidad ninguna que decidieron complementar con una identidad gráfica que podría ser de una entidad bancaria, un herbolario o una clínica veterinaria. Ellos decían que el símbolo representaba una espiga formada por tres partes, por cada una de las cajas. Ahá:

Globalcaja

El caso es que para Globalcaja las cosas no eran fáciles. También durante 2011 su competidora Caja Rural de Toledo había cambiado su nombre por uno mucho más ambicioso: Caja Rural de Castilla-La Mancha, pero ella sí que mantuvo la espiga. Y con esta nueva identidad inició una expansión fuera de Toledo, por supuesto incluyendo las provincias de Albacete, Ciudad Real y Cuenca. De modo que pongámonos en la piel de los vecinos de la zona cuando un buen día de 2011 salen a la calle y se encuentran esta oficina:

Foto de eldiario.es

Foto de eldiario.es

Mientras tanto, a pocas calles aparecía una oficina con un logo y un nombre que les sonaba mucho más, e incluso referenciando a su propia comunidad autónoma:

Foto de ruralvia.com

Foto de ruralvia.com

¿La conclusión? Un montón de clientes de las antiguas cajas rurales de Albacete, Ciudad Real y Cuenca entrando en las oficinas de la competencia pensando que era su caja. Bravo, genios del branding de Globalcaja. Sirviéndole los clientes en bandeja al adversario.

Finalmente, Globalcaja entendió que debía volver a conectar con su público. Y como al nombre ya no podían renunciar, optaron por recuperar la espiga, el color verde y añadir un lema en plan “señora, no se líe”:

Logo Dos Colores fondo verde.ai

Y estos son los peligros de compartir logo con tu competencia, de ir de moderno y de no hacer una transición suave, especialmente si tu público es mayor.

7 Comentarios

  1. fm

    ¿Mala fe o incompetencia? ¿Que cree usted?

  2. MCD

    Interesantísimo. Es lo malo de desprestigiar e infravalorar el branding y la identidad de marca… 

  3. En la caja rural de soria hace unos años que se cambió la tipografía a una mas plana, y el color de la espiga es ligeramente mas verde.

    http://web.foes.es/recursos/richImg/doc/c_840/Logotipo%20nuevo.jpg

  4. Para mí, ya el nombre es desafortunado. “Globalcaja”: pasar de lo rural a lo global, sin anestesia ni nada. La imagen no me desagrada, pero no habría renunciado al nombre así como así, o al menos habría mantenido la palabra “rural”. Pero vamos, desde luego es de ser torpes cambiar la imagen cuando tu competidor no lo va a hacer.

  5. Este inconfundible logo de las tres espigas es obra de Ante Kvessitch.

  6. fm

    Una pregunta: Al compartir imagen las cajas rurales ¿Hay un acuerdo de reparto territorial?

Leave a Reply

Tema creado por Anders Norén